Después de años de reivindicación el movimiento LGTB de Barcelona ha conseguido el reconocimiento de la Glorieta del Parque de la Ciutadella para la memoria de la transexual Sonia, asesinada el 6 de octubre de 1991 por un grupo de neonazis.

La propuesta partió en inicio del Frente de Liberación Gay de Cataluña pero pronto obtuvo el apoyo y consenso del movimiento LGTB. Han pasado 21 años desde los primeros homenajes y la primera propuesta.

 

 

La propuesta, hecha por la permanente del Consejo Municipal LGTB, ha sido en diferentes ámbitos y ha pasado tiempo sin que fuera vista como una posibilidad real y con diferentes obstáculos técnicos que frenaban la propuesta. Ahora la comisión de nomenclator del Ayuntamiento de Barcelona y miembros del Consejo municipal han llegado a un acuerdo que permitirá llevar la propuesta al plenario del distrito de Ciutat Vella el próximo mes de marzo.

La propuesta acordada, y pendiente de la aprobación definitiva en el distrito, recoge el nombre definitivo “Espacio Glorieta de la transexual Sonia” que se inscribirá en el registro. También se ubicará un monolito frente a la entrada con una placa conmemorativa para la memoria de Sonia Rescalvo Zafra, cruelmente asesinada por su identidad de género.